Donald Trump ofreció un aventón a líder norcoreano a casa en el Air Force One

Por AFP

Si Kim Jong-un hubiera aceptado la oferta hubiera penetrado en el espacio aéreo norcoreano con los consiguientes problemas de seguridad

Donald Trump ofreció al líder norcoreano, Kim Jong-un, llevarle a casa en su avión Air Force One tras la cumbre en Hanói hace dos años, según un documental de la BBC.

Inicialmente, Kim y Trump se enzarzaron en una guerra dialéctica y amenazas mutuas antes de protagonizar un extraordinario romance diplomático que se tradujo en dos encuentros y una declaración de amor del expresidente estadounidense.

Aunque no hubo avances significativos y el proceso se estancó después del encuentro en Hanói, que terminó abruptamente en el capítulo sobre el alivio de las sanciones y lo que Pyongyang estaba dispuesto a ceder a cambio.

Según el documental de la BBC, “Trump Takes on the World” (Trump se enfrenta al mundo), el presidente estadounidense “sorprendió incluso a los diplomáticos más curtidos” con la oferta a Kim de llevarle en su Air Force One después de la cumbre de 2019 en Vietnam.

Si Kim hubiera aceptado la oferta, el líder norcoreano, y probablemente algunos de su entorno, no solo hubieran entrado en el avión presidencial estadounidense sino que éste hubiera penetrado en el espacio aéreo norcoreano con los consiguientes problemas de seguridad.

“El presidente Trump ofreció a Kim un aventón en el Air Force One,”, declaró a la BBC Matthew Pottinger, el máximo experto en Asia en el Consejo de Seguridad Nacional de Trump.

“El presidente sabía que Kim había realizado un largo viaje de varios días a través de China hasta Hanói y el presidente dijo: ‘Le puedo llevar a casa en dos horas si quiere’, Kim declinó”.

Trump y sus encuentros con Kim Jong un

Para su primera cumbre con Trump en Singapur en 2018, Kim viajó en un avión de Air China. Las autoridades chinas están interesadas en mantener bajo su esfera de influencia a Corea del Norte -cuya existencia como estado tapón mantiene tropas estadounidenses en Corea del Sur lejos de la frontera de China.

Durante la cumbre de Singapur, Trump mostró a Kim el interior de su vehículo presidencial – un Cadillac de 1,5 millones de dólares conocido como “La bestia”, en una muestra de su amistosa relación.

Pero el mes pasado Kim dijo que Estados Unidos es el “mayor enemigo” de su nuclearizado país, y aseguró que la política de Washington contra Corea del Norte “nunca cambiará” independientemente de “quién esté en el poder”.

La prensa oficial norcoreana todavía no ha pronunciado el nombre de Joe Biden, que venció a Trump en la elección presidencial de noviembre.