Texas: Refinerías liberan ALARMANTE cantidad de CONTAMINANTES por falta de luz y gas

Las cinco refinerías más grandes del estado emitieron casi 337 mil libras de contaminantes, incluidos benceno, monóxido de carbono, sulfuro de hidrógeno y dióxido de azufre

heraldodemexico.com.mx

Las consecuencias de la más dura tormenta que ha vivido Texas en más de una década continúan apareciendo. A la crisis por la falta de electricidad, gas y agua que ha afectado a millones habitantes esta semana, se suma la liberación de toneladas contaminantes en el estado, por parte de las refinerías.  

De acuerdo con el diario The Guardian, el frío extremo afectó la generación de gas natural y electricidad, lo que llevó a cerrar la producción en refinerías y plantas petroquímicas a lo largo de la costa del Golfo de Estados Unidos.

Los cierres llevaron a las refinerías a quemar y liberar gases, para evitar daños a las unidades de procesamiento. 

¿Cuál es la magnitud de la contaminación?

De acuerdo con datos preliminares proporcionados a la Comisión de Calidad Ambiental de Texas (TCEQ), las cinco refinerías más grandes emitieron casi 337 mil libras de contaminantes, incluidos benceno, monóxido de carbono, sulfuro de hidrógeno y dióxido de azufre.

Valero Energy reveló a la TCEQ haber liberado 78 mil libras durante 24 horas a partir del 15 de febrero en su refinería de Port Arthur, mientras que la refinería de Motiva en la misma localidad liberó 118 mil 100 libras entre el 15 y 18 de febrero.

Para dimensionar las cifras, las 118 mil libras de emisiones fueron más de tres veces el exceso de emisiones que esa empresa declaró a la Agencia de Protección Ambiental de Estados Unidos para todo 2019, según The Guardian.

La refinería de la Bahía de Galveston de Marathon Petroleum liberó 14 mil 255 libras en menos de cinco horas el 15 de febrero. Por su parte, Exxon Mobil emitió casi una tonelada de benceno y 68 mil toneladas de monóxido de carbono. La compañía culpó al clima helado y a la pérdida de suministros de gas natural. 

La quema continuó durante la semana mientras las refinerías mantenían las plantas fuera de servicio. Las compañías deberán presentar al estado las cifras definitivas sobre emisiones contaminantes en dos semanas. 

Sobre las emisiones, Jane Williams, presidenta del equipo nacional de aire limpio del Sierra Club, indicó al diario británico que los reguladores estadounidenses deben cambiar las políticas que permitan que “estas emisiones masivas ocurran con impunidad”.