Recinto Sagrado de gran orgullo

·      Hoy, en Memoria de Gilberto “Gilillo” Villarreal.

Por Jesús Alberto Rubio

Lo prometido es deuda: preciosas son las instalaciones del Salón de la Fama del Beisbol Mexicano; las imágenes que le comparto lo muestran en muy alta expresión y con ello puedo asegurarle se constituye en un orgullo como noble recinto para inmortales de protagonistas del deporte rey y el fomento de su historia.

Es, sin duda alguna, el mejor de toda la América Latina y de otros confines del mundo, a la altura del mismo Salón de la Fama del Beisbol de Ligas Mayores que se encuentra en Cooperstown, Nueva York.

En el nuestro, con 207 entronizados a partir de 1939, destacan sobremanera los espacios dedicados a las placas en cristal de los inmortales, las áreas de uniformes e implementos de beisbol, juegos interactivos, vitrinas de personajes cartones de caricaturistas sobre el beisbol y otro de colecciones de timbres postales y pelotas con alegorías y bats de beisbol, entre otros, como el auditorio, la biblioteca o tienda oficial ¡y cuántas cosas más que lo enriquecen!

Mi reconocimiento a los esfuerzos que despliegan el Ing. Francisco Padilla Dávila, director general; Alfredo Harp Helú, empresario y filántropo, impulsor y patrocinador; Horacio Ibarra Álvarez, historiador; Lic. Alfredo Bernal, gerente de Mercadotecnia y Relaciones Públicas y Édgar Quintero, encargado del área interactiva del recinto (jaula de bateo y área de pitcheo).

Asimismo, mi felicitación al responsable del proyecto del inmueble diseñado a base de bóvedas y ladrillos, el Arq. Daniel López Salgado, quien buscó imitar el contorno de la Sierra Madre, además de incluir en la obra materiales que reflejen la historia de Monterrey.

Por supuesto, deber llama, también a su Comité Elector integrado por colegas especialistas de beisbol distribuidos a lo largo y ancho de México siempre atentos para participar con sus votos en las asambleas de nominación y de elección.

El nuevo recinto, ya sabe usted inaugurado el 20 de febrero de 2019, se ubica en el Parque Fundidora, junto al hermoso Paseo Santa Lucía de la capital neolonesa.

https://www.salondelafamadelbeisbolmexicano.com/

“Gilillo” Villarreal

Recibí amable mensaje desde Colonia, Alemania del doctor Enrique García Villarreal –ingeniero industrial/profesor e investigador, ni más ni menos nieto del recordado excepcional short stop Gilberto “Gilillo” Villarreal, miembro del Salón de La Fama al Mérito Municipal de Culiacán, quien lamentablemente falleció el 5 de agosto pasado a sus 93 años de edad debido a un contagio de covid-19.

En su texto, expresó: “siempre fue mi propósito compilar sus anécdotas deportivas a manera de homenaje a su vida y trayectoria para que mis hijos sepan del gran hombre que fue su bisabuelo.

Lamentablemente él se me fue y no pude escribir muchas de sus anécdotas en vida. Por eso desde agosto me he puesto a investigar, recopilar y a escribir todo cuanto me ha sido posible, pero por desgracia encuentro muy poco.

Durante mi investigación me he encontrado con muchos artículos interesantes que usted ha publicado sobre su trayectoria a partir de 1943 en la pelota de antaño con Dorados de Chihuahua, Diablos Rojos de México, Venados de Mazatlán, Cañeros de Los Mochis y Tacuarineros de Culiacán dirigidos por Manuel Arroyo en la desaparecida Liga de la Costa del Pacífico.

Cualquier información que me brinde sería de mucha ayuda y se lo agradecería infinitamente; lo felicito por su admirable carrera. Es usted una referencia importante en el mundo del béisbol.

¡Un saludo y muchas gracias de antemano!

El doctor García Villarreal también me envió fotos de cuando “Gilillo” fue llevado en hombros hasta la puerta de su casa por su grand slam con Culiacán contra Tepic en el Estadio Ángel Flores (ca. 1960) (Fuente: Archivo Histórico de Sinaloa)

Otra corresponde a la época en que conoció en persona al expresidente Manuel Ávila Camacho cuando jugaba con los Tuneros de San Luis (1949) (Fuente: Archivo Personal de la Familia Villarreal).

Y una más: “La vez que me llevé a mi abuelo y abuela a París” (2006). (Fuente: Archivo Personal).

Finalmente, adjuntó links de historias que he podido publicar en Noroeste y El Sol de Sinaloa, periódicos donde dijo que “Gilillo” dejó a muchos amigos.

https://www.noroeste.com.mx/deportes/beisbol/el-gilillo-un-grande-del-beisbol-culiacanense-OANO1211825
https://www.elsoldesinaloa.com.mx/deportes/sendero-de-gloria-vivencias-de-gilillo-villarreal-solis-5942510.html

Ok, doctor.

PD: Enhorabuena: Le informo que mi amigo de infancia Humberto “Beto” Galindo Sánchez fue operado ayer con éxito en una clínica de Cd. Obregón y esta mañana vía telefónica desde su hogar en Empalme me pidió agradeciera a todos los que le apoyaron de una y otra forma durante su convalecencia. ¡Excelente, Mi Beto!