Sismo de magnitud 6.2 sacude Japón; descartan alerta de tsunami

Fuente: televisa

El movimiento telúrico tuvo lugar a las 7:46 hora local, a 450 kilómetros de profundidad, con epicentro en aguas de las islas Izu, a unos 300 kilómetros de distancia de Tokio

  • El temblor alcanzó el nivel tres en la escala sísmica japonesa de siete niveles
  • Se llegó a sentir en diversas zonas por el fenómeno ‘intensidad sísmica anormal’

Un sismo de magnitud 6.2 se produjo en aguas del Pacífico frente a Japón, dejándose sentir en buena parte del archipiélago, sin desencadenar alerta de tsunami ni provocar percances ni daños.

El sismo tuvo lugar a las 7:46 hora local a 450 kilómetros de profundidad con epicentro en aguas al sudoeste de las islas Izu, a unos 300 kilómetros de distancia de Tokio, donde se dejó sentir el temblor, según datos de la Agencia Meteorológica de Japón (JMA).

Terremoto alcanzó el nivel 3 en la escala sísmica japonesa de 7 niveles

El terremoto alcanzó el nivel 3 en la escala sísmica japonesa de 7 niveles (centrada en medir la agitación en la superficie) en la prefectura de Ibaraki, al noreste de Tokio, y algunas zonas del este de la capital y, además de en Tochigi, y con menos intensidad en las prefecturas del alrededor.

Tuvo intensidad anormal

El temblor no desencadenó alerta de tsunami ni se registraron heridos ni daños, pero según las autoridades meteorológicas se llegó a sentir en amplias zonas de Tohoku, la región noroeste, y hasta en Kyushu, en el sudoeste del país, debido a un fenómeno denominado “intensidad sísmica anormal”.

Japón se asienta sobre el llamado cinturón de Fuego del Pacífico, una de las zonas sísmicas más activas del mundo, y registra terremotos con relativa frecuencia, por lo que las infraestructuras están diseñadas para aguantar los temblores.

¿Qué origina las luces en el cielo durante un sismo?

Las luces que aparecen durante un sismo se producen por la acumulación de eventos en la corteza terrestre, afirma Esteban Hernández, coordinador de Servicios Geofísicos del Instituto de Geofísica de la UNAM.

En entrevista para Paralelo 23, con Ana Lucía Ordoñana, el experto explicó que las luces generadas, en primera instancia son por el fenómeno eléctrico.

El especialista señaló, además, que las ondas superficiales donde viajaba la energía, al momento de ser sacudidas por el sismo, provocan que las cargas eléctricas positivas suban a la superficie, mientras que las cargas negativas se quedan en la profundidad de la corteza.

Hernández asegura que las luces son principalmente de color azul, y van desde el suelo hasta la atmósfera.