El enemigo en casa…

Manuel Fernando López


«PAR DE LEPEROS»….

En este escenario electoral nunca visto para Sonora, rumbo a obtener la gubernatura del Estado, con tres “caballos” visibles como Ernesto Gándara Camou, Ricardo Bours Castelo y, Alfonso Durazo Montaño –el orden no importa—y, demás fauna de acompañamiento, incluyendo al cínico ladrón del ex panista y ex alcalde de Nogales, Cuauhtémoc Galindo, con más de treinta demandas en su contra por el saqueo a las arcas municipales, los famosos e infaltables “caballos de Troya”, están a la orden del día en todos los equipos; no escapa ninguno al respecto.

Hoy, le toca al equipo de Alfonso Durazo Montaño, donde uno de sus “principales” colaboradores como es el “simpático” Edgar Sallard, encargado de cuidar la relación con los reporteros, comete errores garrafales en su encomienda: ha lastimado a varios, debido a su carácter prepotente; Célida López Cárdenas , debe estar agradecida de quitárselo de encima y, más cuando pretende la reelección en el puesto
Hasta parecieran trabajar para otros candidatos en lugar de para quienes les pagan; abundan tales especímenes: unos, con la encomienda de hacerlo; otros porque no entienden dónde están.

Más allá de este tipo –Sallard—existe otro personaje en el equipo del originario de Bavispe: su nombre es Marián Martínez, “estrella” de un video que en nada gustó a Célida López, con quien colaboró en su administración y, en consecuencia la corrió a patadas del gobierno municipal.

Luego como buena “trepadora” y, ya con el sabor de la teta presupuestal, fue a refugiarse en los brazos del “guacho” pedante de Jesús Valencia –vino a comer con manteca este delincuente de la CDM—coordinador general de la campaña de Alfonso Durazo.

No fue todo: arrastró tras de sí a toda la fauna familiar enquistándola en el equipo de Alfonso; lo más peligroso es que en este caso, llevó consigo a Abel Hernández, operador de redes sociales, pero en su momento en contra de quien ahora le paga.

No es el único: Marián recomendó también al rufián de Paulo Ávila como maestro de ceremonias para el arranque de campaña el viernes próximo; fue aprobado por Jesús Valencia: Paulo es un tipo vividor y, ya se hace en el gabinete del de Bavispe; claro de ganar.

Jesús Valencia, no quiere comer de nuevo nopales; no hay como la carne asada sonorense: ojalá no adquiera la enfermedad de los ricos: “la gota”.

Dios los hace y solos se juntan: Edgard Sallard y este “guacho”, amén de Marián Martínez.

¡Alea jacta est!.